miércoles, 6 de febrero de 2008

Tartas variadas de hojaldre

Como compramos más hojaldre del que necesitábamos para hacer las gotas de hojaldre y también nos sobró un poco de la fruta, decidimos hacer estas tartas variadas como postre para el día 1 de enero. La decoración la hizo mi madre mientras yo acababa las gotas. Y se lució de lo lindo, porque le quedaron preciosas! Y es súper súper fácil preparar estas tartas, así que os las recomiendo para un día en el que queráis sorprender a alguien, porque es éxito seguro! Eso sí, cuanto menos pase entre la preparación y el momento de comerse las tartas mejor, porque el hojaldre se reblandece y la tarta pierde un poco...

Como veis en las fotos, nosotras hicimos dos tartas, una de fruta (con mandarina, frambuesa, arándanos, fresas, grosellas, moras y kiwi) y la otra de frutos secos (con nueces, pasas, avellanas, almendras y grosellas para darle un poco de color), ambas con crema pastelera como base. Pero vamos, las posibilidades son infinitas! Sólo hay que jugar un poco con los colores para obtener una tarta que despierta todos los sentidos!

Como vereis, la receta es muy similar a la de las gotas de hojaldre. La pongo de todas maneras para que quede claro...





Antes de empezar:
  • Dificultad: baja
  • Preparación: 30 min
  • Cocción: 10-15 min
  • Coste: medio
  • Origen: Internacional
  • Receta adaptada de: mi imaginación

Ingredientes (para 8 personas):


1 placa de hojaldre
Medio litro de crema pastelera (la mitad de las cantidades indicadas en la receta o con un sobre de Potax o similar)
Fruta (yo usé 1 mandarina, 1 kiwi, 6 fresas, 6 moras, 10 frambuesas, 12 arándanos, un par de ramilletes de grosellas)
Frutos secos (yo usé nueces, pasas, avellanas y almendras)
4 cucharadas de mermelada de albaricoque
1 cucharada de zumo de limón


Preparación:
  • Preparar la crema pastelera y dejar enfriar.
  • Preparar el almíbar: poner a hervir la mermelada con el jugo de limón a fuego no muy fuerte; al cabo de unos minutos retirar del fuego y pasar por un colador. Dejar enfriar.
  • Cortar la placa de hojaldre en dos.
  • Pinchar la zona central (para que no suba en el horno) y hornear las dos placas tal como se indica en el envase del hojaldre.
  • Cortar la fruta a trozos pequeños.
  • Repartir la crema pastelera en las placas y poner la fruta encima (combinando la fruta para que las tartas queden bien vistosas).
  • Pintar el hojaldre y la fruta (con cuidado para que no se mueva) con el almíbar. Los frutos secos no hace falta pintarlos porque no ennegrecen.

Comentarios:

Yo hice dos tartas cortando una placa de hojaldre en dos, pero la forma se puede hacer al gusto: tartaletas individuales, una tarta gigante (sin cortar la placa)...