martes, 17 de mayo de 2011

Hay cosas que salen bien y otras que no: mi primera media maratón y mi segunda Red Velvet Cake

11 de junio 2011 - Actualización: Por fin conseguí que la masa me quedara todo lo roja que quería, aunque en forma de cupcake. Así que he corregido algunos detalles en la receta para que os quede bien si os animáis a hacerla :)

Pues sí. Algunas cosas salen bien. Como la media maratón que corrí el domingo en Ginebra! Después de tener problemas para terminar los 8.6km de la Sola la semana pasada, tenía un montón de dudas sobre mi capacidad de correr 21.1km del tirón. Pero las cosas salieron bien: la meteorología se portó (no hacía calor y solo llovió durante el último km), mi mente estaba en forma y mis piernas aguantaron el esfuerzo sin muchas quejas. Mi marca fue más que discreta, pero me da igual: mi objetivo era terminar y lo hice en menos tiempo del que esperaba (2h17min - yo no pensaba bajar de los 2h30!). La alegría de llegar a la meta y el orgullo por el trabajo bien hecho compensan con creces el cansancio :)
Más detalles sobre la semi, al final del post :P

Otras cosas, sin embargo, no salen bien. Después de dos intentos de Red Velvet, me temo que voy a tirar la toalla por un tiempo. Y no, no es que la tarta no estuviese rica (estaba MUY rica!), es que no me quedó todo lo roja que debería! La primera vez pensé que sería por la mala calidad del colorante. Pero los 9 francos que me gasté con el colorante Sugarflair que usé para la segunda tampoco hicieron el efecto deseado. La tarta era rojiza pero no rojo pasión! Y como tampoco es plan de meterse un chute de colorante rojo por semana, voy a dejar la receta apartada un tiempo y darle la tercera oportunidad con colorante en pasta, a ver si por fin lo consigo! Mientras tanto os dejo con la receta de Bea. Porque la tarta no será todo lo roja que debería pero está de vicio!!!!

 Veis lo que os decía de que no es exactamente rojo pasión? :(


Antes de empezar:
  • Dificultad: media
  • Preparación: 30 min para los bizcochos + 45 min para el frosting y el montaje (aunque si sois más manitas que yo con eso de decorar tartas, con 30 min estaréis listos ;) )
  • Cocción y/o reposo: 25-30 min de cocción de los bizcochos + reposo para que se enfríen + reposo en la nevera (mejor de un día para otro) + reposo del frosting
  • Coste: medio
  • Origen: Internacional
  • Receta adaptada de: Red Velvet Layer Cake, del magnífico blog El Rincón de Bea; la idea de la decoración y el estilismo lo adapté de That Cake, del también estupendo blog I am baker


Ingredientes (para 10-12 personas):

Para los bizcochos:
240 gr. buttermilk o, en su defecto, 250ml de leche entera + una cucharadita de café de vinagre blanco (1 teaspoon)
285g de harina (Bea recomienda usar harina de repostería, yo usé harina normal)
10g cacao en polvo (sin azúcar añadido)
1 cucharadita de café de levadura en polvo (1 teaspoon)
1 cucharadita de café de bicarbonato sódico (1 teaspoon)
1 pellizco de sal (1/4 teaspoon)
2 huevos a temperatura ambiente
2 cucharadas de colorante rojo de buena calidad (yo usé Sugarflair, Bea recomienda también Wilton, Americolor o McCormick) Actualización: hay que echarle un montón y medio para que quede bien rojo! (yo usé Sugarflair en pasta y le eché como 1/3 del botecito, que supongo que sería algo así como un tercio de cucharilla de café - 1/3 teaspoon. Si usáis colorante líquido deberán ser al menos 2 cucharadas soperas
1 cucharadita de café de vinagre blanco (1 teaspoon)
1 cucharadita de café de extracto de vainilla (1 teaspoon)
125g de mantequilla a temperatura ambiente + extra para engrasar los moldes
275g de azúcar

Para el relleno y la cobertura:
400g de queso cremoso (tipo Philadelphia) a temperatura ambiente sacado del frigorífico unos 15 minutos antes de empezar a preparar el frosting
125g de mantequilla a temperatura ambiente
1 cucharadita de café de extracto de vainilla (1 teaspoon)
350g de azúcar glas



Preparación:

De los bizcochos: 
  • Si no se tiene buttermilk de compra, prepararlo mezclando 250ml de leche entera con una cucharadita de vinagre blanco y dejando reposar la mezcla 5 minutos a temperatura ambiente.
  • En un bol grande, tamizar la harina, el cacao, la levadura, el bicarbonato y la sal. Reservar. 
  • Pesar 240g de buttermilk y añadirle el colorante rojo, el extracto de vainilla y el vinagre (a mi lo que me resulta más cómodo es hacerlo en una jarra, para que luego sea más fácil verter los líquidos). Remover un poco con una cuchara. Reservar.
  • En un bol grande (el del robot de cocina, si se va a usar) batir la mantequilla con el azúcar hasta que la mezcla blanquee y quede bien cremosa. 
  • Añadir los huevos de uno en uno, batiendo cada uno más o menos 1 minuto (no añadir el segundo hasta que el primero se haya incorporado bien a la masa). Rascar los bordes del bol con una espátula para que el huevo se incorpore bien a la masa. 
  • Añadir un tercio de la mezcla de sólidos (harina-cacao-levadura-bicarbonato-sal) y seguir batiendo hasta que los ingredientes se hayan incorporado bien.
  • Añadir la mitad de la mezcla de líquidos (buttermilk-colorante-extracto-vinagre) y batir bien. 
  • Repetir las operaciones anteriores: un tercio de sólidos + una mitad de líquidos + un tercio de sólidos, batiendo bien después de cada adición.
  • Dividir la masa en 3 moldes de 18cm de diámetro, con la base recubierta de papel de hornear y los lados engrasados con un poco de mantequilla. Hay que asegurarse de que la masa en los 3 moldes sea la misma. Bea recomienda ir repartiendo la masa con una cuchara de helado (haciendo cucharadas rasas). Yo lo hice con la báscula, controlando que al final los tres moldes pesaran lo mismo.
  • Alisar bien la superfície con una espátula. 
  • Hornear durante 25-30min en un horno precalentado a 170°C o hasta que, al pinchar el centro con un cuchillo, éste salga limpio. 
  • Dejar enfriar los moldes sobre una rejilla durante unos 15 minutos. Desmoldar y dejar enfriar por completo sobre rejillas (un mínimo de 45 minutos). 
  • Cuando los bizcochos estén a temperatura ambiente, envolverlos individualmente con film de cocina y dejar reposar toda la noche en la nevera para que se asienten los sabores y la textura (cito literalmente a Bea, que ella tiene más experiencia en este tipo de tartas!).

Del relleno y la cobertura: 
  • Batir los ingredientes del frosting a velocidad media (en un robot de cocina o con la batidora de varillas) hasta que se consiga una mezcla cremosa. 


Montaje final:
  • Si la superficie de los bizcochos no es completamente horizontal, recortar el exceso con una cuchillo grande. Yo lo hice con uno de estos cortadores de tarta súper profesionales que me regaló Aida ;)
  • (Yo puse el primer bizcocho sobre un cartón para tartas, para que luego me fuera más fácil mover la tarta).
  • Esparcir un par de cucharadas bien colmadas de frosting sobre el primer bizcocho y alisar con una espátula. Poner en segundo bizcocho encima y repetir. 
  • Poner el tercer bizcocho encima y recubrir toda la tarta con una fina capa de frosting. 
  • Reservar en la nevera una media hora. Si hace calor, el frosting mejor guardarlo en la nevera también (luego lo podéis volver a batir un poco para que vuelva a estar bien cremoso).
  • Cubrir la tarta con otra capa bien gruesa de frosting, de manera que no se vea nada del bizcocho y la superficie quede lo más lisa posible. Aquí es cuando se escucharon algunos tacos en la cocina, porque no es tan fácil como parece que la superficie quede lisa! A mi lo que mejor me funcionó fue una de esas espátulas grandes de plástico.
  • Yo decoré la parte superior con una manga pastelera, haciendo una espiral  (empezando en el borde y acabando en el centro). 


Comentarios:

Según comenta Bea, los bizcochos se pueden congelar hasta 1 mes bien envueltos en film. Para descongelarlos sólo hay que dejarlos sin desenvolver a temperatura ambiente sobre una rejilla.

Esta es la tarta que hice la primera vez. Como veis, quedó un poco más churrutera: me quedaron miguitas de bizcocho en el frosting, la decoración de arriba está hecha un poco al tuntún... y sigue sin ser roja :(


Volviendo al atletismo, por si a alguien se le ocurre ponerse a entrenar para una media :)
Correr una media maratón, desde mi punto de vista, está al alcance de todo aquel que tenga buena salud. La Maratón son palabras mayores (otro cantar!), pero sinceramente creo que la media la puede hacer cualquiera. Con la preparación adecuada, claro, que yo no me puse a correr de un día para otro! He estado entrenando específicamente durante 1 mes y medio, corriendo 4 veces por semana (unos 200km y más de 25 horas), comiendo bien, bebiendo mucha agua... Y tengo que reconocer que he tenido la suerte de poder entrenar en un entorno inigualable, que hacían el entrenamiento mucho más llevadero: los bosques al rededor de Baden son preciosos! En estas 6 semanas he visto hermosas salidas de sol, me he topado 2 veces con un cervatillo, he corrido al son de los pájaros carpinteros, he visto una cigüeña y varias ardillas, me he comido más de 20 telas de araña, he visto las amapolas crecer entre el trigo... Quién no iba a tener ganas de salir a correr? :)

 Casi parecemos presos :P


45 comentarios:

Heva dijo...

Encantada de poder verte Irene, has salido genial y eso que estabas de marathon! Y la tarta tiene un color intenso ¿para que más? y muy apetecible.
un besote

Pilar dijo...

Pues no, la tarta no es rojo pasión, pero ni falta que le hace, porque tiene una pintaza increíble. Te quedó preciosa.
y enhorabuena por la maratón, sólo de pensar en esos km. se me abren las carnes ;)
Besos

HoneyBunny dijo...

Pero tia!!! como es eso de que CUALQUIERA puede correr una media maraton? 21 km? estas loca? YO???? puf... la verdad es que no soy de decirle NUNCA a algo (bueno, excepto a tirarme en paracaidas y hacer puenting), pero de momento me tira un poco hacia atras... veremos, ahora que me he venido a Dinamarca mi objetivo prioritario es conseguir una bici y sumarme al deporte nacional... y de ahi hacia arriba :)
Por cierto, el red velvet no lo intente nunca, aunque todo es ponerse, no obstante, a mi ese colorcillo arcilloso me gusta igual!

Dulcegimena dijo...

Hola Irene! Tengo que decirte que eres una máquina! Lo que has hecho es increíble, yo no corro tal cantidad de kilómetros ni en todo una vida! Felicidades guapa, me has dejado impresionada.
Por otra parte te cuento que la tarta se ve deliciosa, y muy bonita, aunque es cierto que le falta un poco de color rojo, pero ya verá que a la tercera va la vencida y en el próximo intento sale perfecta.
Besotes linda!

Tengo un horno y sé cómo usarlo dijo...

Enhorabuena. De verdad alguien que corre una media maratón y sigue viva, que disfruta tanto de la naturaleza y correr al aire libre quiere insistir con el colorante???
Estas segura?
Un besazo y enhorabuena. cada día me pareces más admirable.
Bsos

Judith dijo...

nunca tires la toalla!!! además, creo que te ha quedado súper chula!!! besitos

Sara - Cocina Para Emancipados dijo...

Enhorabuena por la media!! Yo hace un mes y algo que he empezado a correr y todavía estoy en los 8K pero me sienta genial salir (y eso que no tengo tu suerte, sólo corro por terreno urbano). Y estoy contigo en que cualquier persona con buena salud puede hacerlo, con esfuerzo, mentalización y entreno (ya te diré si un día paso de 10K, jeje).
Y la tarta, a mí me ha parecido preciosa!! De verdad, super bonita! Además, ya sé que la gracia del Red Velvet es que quede roja roja, pero a mí como que me gusta más este color más natural...
Un besote campeona!

Rosaleda (Maria Begoña) dijo...

Enhorabuena por terminar esa media maraton, eso es el mayor premio ( a mi modo de entender, claro). Hay que tener mucho trabajo previo para hacerlo, y tu lo has conseguido.

En cuanto al Red Velvet... no tires la toalla, deja pasar un tiempo prudente y vuelve a intentarlo, al menos eso es lo que yo voy a hacer con mis macarons ( que me traen frita).

Y aunque no hayas obtenido el resultado, te ha quedado genial.

Besos

Como na casa dijo...

Yo creo que ha sido un éxito por partida doble: haber terminado la media maratón y por esta tarta tan espectacular, con un corte y color magníficos!
Bicos

Iratxe dijo...

¡Una ola asi de grande te estoy haciendo ahora mismo, vaya reto, eres un fenómeno!. La tarta es el premio perfecto para después de semejante carrera, di que si, ¡DELICIOSA!. Un besote.

SULEMA dijo...

Hola Irene!!! aunque no te deje comentarios siempre,sigo todos tus pasos, tus recetas, tus maratones, tus escalas, etc.....la verdad cada vez te estas superando mas y mas en todo lo que haces, animo y adelante.
Por cierto la tarta tiene una vista que esta diciendo "cómeme, cómeme" aunque no te haya salido el rojo pasión que describes.
Muchos besos y hasta pronto.

Sweet 180° dijo...

No te había puesto cara, que bien que pongas una foto tuya! Y que crack que corras media maratón, yo no llego ni a la esquina corriendo. La red velvet de mis favoritas...

Irene dijo...

Y0o habria muerto al kilometro y medio asi que...no cualquiera puede!la tarta te ha quedado muy bien!quiza con colorante en polvo te quedé mas roja...aunque yo no me preocuparia del color....esta espectaculaR!un besitoo

Quo dijo...

La tarta tiene una pinta bárbara. Yo probé con el colorante rojo de Wilton, en gel, el que uso para el fondant y la verdad es que quedó rojo del todo. Pero no creas, la he hecho a posta sin colorante y estaba igual de rica solo que en plan choco.
bss

Sole dijo...

¡felicitaciones! ¡21k es un montón! Yo no he pasado los 6k hasta el momento, jeje. Grandioso lo tuyo, ahora entiendo por qué podés comer este tipo de tartas cuando quemás tantas calorías :o)
Quitando lo del colorante, la torta está tremenda. Alucino con las fotos. Y nunca la he preparado así que me la apunto para algún momento. ¡Saludos!

Carmen dijo...

Enhorabuena por la maratón! La tarta no es rojo rojo, pero por fuera es preciosa y tiene un color por dentro muy bonito, seguro que está riquísima!

Artemisas' Project dijo...

Bueno bueno, me gusta la bloguesfera cuando se sincera, cuando dice lo que me cuesta y lo que no me cuesta, cuando dicen esta prenda tan cara y tan bonita, si me la han regalado.....
Así que me ha gustado tu post, en primer lugar felicitarte por la media, aunque digas que esta a la altura de los que gozan de buena salud, falta añadir y los que tienen mucha voluntad, que esos ya son bastantes menos, así que desde aquí te felicito. Y la receta pues que quieres que te diga, no me parece tan churro como dices!!!

Petonets

nee* dijo...

Pues, aunque no haya quedado rojo, rojo, tiene un aspecto estupendo, te ha quedado muy, pero que muy fotogénico y si además dices que estaba riquísimo, pues el rojo es lo de menos.
Felicidades por la media maratón, no es apta para cualquiera, yo no se si me atrevería, y esto que cada día salgo a correr, hago ballet, y también me paso por el gimnasio!

Besitos!!

Lydia dijo...

Enhorabuena por lo de la maratón! Yo no hubiera durado nada... jaja. El red velvet tiene una pinta estupenda, aunque no sea rojo pasión, pero si estaba buena es lo que importa! Bss

makinochan dijo...

hola Irene!! Enhorabuena por lo de la maraton. y no seas tan exigente contigo misma, por que esta tarta tiene el color perfecto, es un color rojo precioso!! de verdad... me quedo por aqui para seguirte! un besito!!

J. dijo...

Joer Irene, estas hecha una gacela Thomson... 21 kms... Yo antes corría muchísimo, pero ahora ya menos... Me estoy poniendo al día otra vez porque a R. le encanta, y es algo que podemos hacer juntos. Pero claro, media marathon no... En cuanto al bicocho, me parece precioso, una monada en toda regla... Yo firmo por hacer uno igualito al tuyo... De hecho, me lo apunto para proximas tartas cumpleañeras o fiesteras... Un besote guapísima.

Ana dijo...

Pedazo de tarta! A mí me parece espectacular y los bizcochos ya están bastante rojos ¿para qué más?
un besito

Gemma dijo...

Felicitats!! És molt bon temps, sobretot si no corres habitualment! Ja veig que acabaràs fent maratons, je je je...
I el pastís trobo que t'ha quedat molt bé. El color és el de menys, a mi no m'agraden els colors artificials. El més important és el gust i segur que estava de vici total!

Isa dijo...

Seguro que estaba buenisimo!!!!!!!!
Besos

Carmen dijo...

Enhorabuena por la media maratón y por la tarta, se ve deliciosa, bonita y ¡roja!

Claro que si tu buscas "rojo pasión" ve a por él, que quien la sigue la consigue.

Besos

Raquel dijo...

Pues esto ha salido genial, enhorabuena por el esfuerzo y gracias por la tarta... el rojo es rojo corazón natural yo lo veo muy bien:)
Besicos sorianos:)

Bego dijo...

Pues ya me gustaría tener ahora un trocito de esa tarta no-roja!
Ha quedado estupenda.
Un saludo.

SUNY SENABRE dijo...

Es muy difícil que quede rojo pasión, creo que siempre queda un poco más oscura. Pero creo que te ha quedado estupenda.
Pero además lo importante de esta tarta es el sabor tan estupendo que tiene.
Casuelmente ayer también puse una Velvet, después de haberla visto en muchos blogs y haberle hecho algunas modificaciones en cuanto a las cantidades de azúcar y harina.
Me alegro de ue terminaras la carrera, estás hecha una campeona.

Besitos guapa,

A qué huele mi cocina ... dijo...

Irene, yo no soy capaz ni de correr 20 metros y si hace calor ni 2, así que tienes un mérito!! Y no será todo lo rojo que debiera, pero tiene una pinta ... Ya sabes, a la tercera va la vencida. Bss

ROCIO dijo...

Desde luego buena tenía que estar, porque esa tarta es un no parar, pero la verdad es que da mucha rabia no conseguir un color que estás buscndo en el bizcocho, yo tengo muchas ganas de hacer la tarta arcoiris y no me atrevo a cuenta del tono de los colorantes. En fín, descansa de Red Velvet un tiempo, que todo llega.
Por cierto, estais muy graciosos en la foto, pareceis los Dalton! felicidades.
Un besito.

Uno de Dos dijo...

Este es el problema que pasa a veces con el red velvet que queda marrón, en algún sitio leí posiblas causas pero ahora mismo no sé decirte...seguro que alguna compi que suele hacer como Bea lo sabe :)
Sea como sea la tarta me encanta, es perfecta!
Qué guapos salís en las fotos ye so que estais de hacer deporte!
A mí correr no me llama nada, prefiro caminar aunque sea a paso muy ligero, lo de correr lo llevo fatal, me canso mucho, aunque será porque no lo hago nunca jejeje

Cook me tender dijo...

Hola guapa, mira yo no soy una súper pastelera, pero el color que te ha quedado es perfecto, yo tengo muy pero que muy pendiente esta receta que creo haré ya en otoño y he visto en directo y en blogs esa tarta mil veces y te ha quedado muy bién!!! Yo uso colorantes de la marca Wilton, los conoces?? Supongo que si...de verdad que te mando mis felicitaciones!! Y por la carrera también! Besos!

elsfogonsdelabordeta dijo...

Jo trobo que t'ha quedat espectaculat tal qual! Té molt bona pinta... ja me n'agafaria un tros ara amteix, que estic rebentada i em fa mandra posar-me a fer el sopar!
Petonets
Sandra

Kako dijo...

Pero que exigente, a mi me encanta ese rojo, es preciosa y la decoración más todavía, quedate tranquila y satisfecha.
Te felicito por la maratón, esa cantidad podría hacer, pero igual tengo mis dudas, estás un crak.
Besos.

Virginia dijo...

¡Enhorabuena por esa media maratón!
Por cierto, la tarta no será todo lo roja que esperabas, pero te aseguro que tiene un aspecto increíble. Me imagino el sabor... (Ideal para reponer fuerzas después del desgaste que hicieste :)
Un abrazo.

partimecook dijo...

Jooo, no te desanimes, Irene, ¡es un rojo muy mono, de verdad! ¡Y la tarta te quedado ideal!

Yo tengo también muchas ganas de hacerla, pero quiero intentarlo sin colorante, a ver si es verdad que se oxida, es que soy una valiente :P

¡Enhorabuena por la maratón, yo no tengo ese espíritu! :P

¡Un beso!

Encontrar la Felicidad en Pequeños Detalles dijo...

Irene, definitivamente ERES MI IDOLO!!!!
Cocinas como los angeles, fotografias como una profesional y encima deportista!!! Media maraton!!! En Granollers es bastante famosa su media maraton pero yo aun no me he decidido a correrla... y es que soy de deporte de equipo y me cuesta horrores ponerme a correr...
La tarta, aunque digas que no te quedo perfecta, para mi es espectacular!!!
Un besote
Sònia

Mónica dijo...

Admiro a las personas que sois capaces de hacer estos pasteles. Yo soy una negada...
fantástico.
Mónica-Recetasdemon

Lorelai dijo...

Felicidades por haber corrido esa maratón, una valentia. Yo por salud no puedo, pero sería interesante.

La tarta está preciosa. Ya sabes, que si quieres probar más veces y te sale mal me las vas mandando a casa y solucionado, jajajaja.

Besitos

Isabel dijo...

Pues a mí es la que más me gusta de todas las que haya podido ver. No me canso de mirarla, es divina!!
Ay, qué humor tienes... yo no me pongo a correr nid etrás de Cristiano Ronaldo si lo veo delante de mí comprando el pan... ;-)

Akane dijo...

Enhorabuena por correr esa media maratón, y encima en tan buen tiempo! Yo tengo muchas ganas de empezar a correr, pero me temo que hacerlo por ciudad no me incita demasiado... ojalá tuviera yo esos bosques por aquí, me pasaría el día perdida en ellos.

Sobre la Red Velvet, sólo puedo decir que te salió perfecta en todo, y si falta algo de pasión en el rojo, es un defectillo menor. Además por lo que he leído, hacer falta mucho mucho colorante para que quede potente.

Un abrazo!

mividaenundulce dijo...

En verdad te ha quedado divina, pero sí, estoy de acuerdo, no está tan roja como una espera.
Te cuento que una receta de Martha Steward, para una torta muy parecdia a la tuya, usa 2 onzas de colorante, en verda dno se cuánto usaste en la tuya, pero a lo mejor te ayuda: http://www.marthastewart.com/255557/montclair-marthas-red-velvet-cake

asj dijo...

Qué envidia me has dado! más de dos horas! si yo he estado saliendo tres veces por semana una media horita y estaba ya para morirme! hace un poco más de un mes que lo he vuelto a dejar y tengo unas ganas y una pereza horrible a la vez. No aspiro a tanto como tú, mi objetivo es llegar a los 45 minutos sin tirar un pulmón por la boca! jajaja

Sobre el red velvet yo lo veo perfecto!!

Un besazo!

comoju - Cova dijo...

que envidia me das con esa media maratón y como te entiendo con lo que dices del Red Velvet, porque también lo he intentado hacer hace unos días, y me quedó rosita...
Así que nos comimos el bizcocho, porque ya ni le puse el frosting ni nada.

También quedo a la espera de repetirlo y ver si consigo ese color intenso

Un abrazo

Cecilia dijo...

Hola! Te queria preguntar si es comun o si està bien que los bordes salgan marrones. Hice mi primer red velvet cake para el cumple de mi papà, y lo hice en la olla essen. Se tardò 1hr 45min en cocción, y cuando al fin se cocinò saliò marron :/ Muy lindo tu cake, apuesto a que delicioso tmabien. Gracias :)