domingo, 14 de marzo de 2010

Galletas shortbread tablero de ajedrez

Cada vez que tengo ganas de cocinar algo dulce y le pregunto a H qué le apetece, siempre obtengo la misma respuesta: galletas! Pero no valen cualquiera, tiene que ser de las duras (las blanditas no le gustan tanto). Éstas las saqué del libro de cocina sueca que me compré en Estocolmo, aunque mientras las estaba haciendo mi compañera de piso me dijo que este tipo de galletas son muy típicas en Alemania por Navidad, así que supongo que se hacen un poco en todas partes :)

La verdad es que son muy vistosas y estaban muy ricas (yo soy una fan del shortbread, que ya había hecho con anterioridad en forma de dominó y de chocolate decorados: esa masa con un gusto tan intenso de mantequilla, con su punto de azúcar... ideal para dieta!). Eso sí, tardaron más en terminarse que el bizcocho de limón que publiqué el miércoles, ése sí que triunfó!


Antes de empezar:
  • Dificultad: baja
  • Preparación: 30 min
  • Cocción: 10 min por bandeja, yo usé 2
  • Coste: barato
  • Origen: Internacional (yo saqué la receta de un libro de repostería sueca, pero estas galletas se hacen en muchos otros sitios...)
  • Receta adaptada de: Checkboard cookies, Sju Sorter Kakor - Swedish Cakes and Cookies, Ica Test Kitchens

Ingredientes (para 50 galletas):


230g de harina tamizada
75g de azúcar
200g de mantequilla a temperatura ambiente
1 cucharadita de café de extracto de vainilla
2 cucharadas soperas de cacao en polvo tamizado


Preparación:
  • En un robot de cocina con las herramientas de amasar (o, en su defecto, a mano con una espátula) mezclar la harina, el azúcar y la mantequilla, hasta que la mezcla sea homogénea pero sin "sobre-amasar".
  • Dividir la masa en dos partes (cada una pesará unos 250g).
  • Añadir el extracto de vainilla a la primera parte y amasar con el robot ligeramente para que se incorpore la vainilla.
  • Añadir el cacao a la segunda parte y amasar con el robot hasta que el cacao se haya integrado en la masa.
  • Dividir cada una de las partes en dos y darle forma de cilindro alargado (unos 50 cm de largo y un poco más de 1 cm de diámetro).
  • Poner un cilindro de vainilla y uno de chocolate en una superficie plana y apretar un poco. Poner encima los otros dos cilindros, alternando el color (el de chocolate tiene que ir encima del de vainilla y el de vainilla encima del de chocolate). Darle forma cuadrada. Intentar hacer estas operaciones lo más rápidamente posible, ya que la masa se ablanda muy rápido y se hace difícil trabajarla.
  • Cortar en dos y envolver cada parte con film de cocina. Refrigerar en la nevera al menos una hora.
  • Cortar en rodajas de unos 4-5mm de grosor y ponerlas, bien separadas, en una bandeja del horno cubierta de papel de hornear (las galletas se esparcen en el horno, así que es importante que no estén muy pegadas). A mi me cupieron todas las galletas en dos bandejas.
  • Hornear en un horno precalentado a 200°C o hasta que las galletas estén ligeramente doradas.
  • Transferir a una rejilla y dejar enfriar por completo.


Comentarios:

Según H, yo corté las galletas demasiado finas, por eso me salieron tantas (75!). La receta original indica que deberían salir unas 50, así que os deberían salir unas 25 de cada uno de los dos cilindros.

Es muy importante dejarlas refrigerar bien para poder cortar bien la masa y para que no se esparzan con exceso en el horno.

6 comentarios:

La cuina vermella dijo...

T'han quedat precioses... per cert una caixeta com la de la última foto no ens importaria gens.... ;-)
Petons estimada.

Begoña dijo...

A mi también me gusta este tipo de galletas... y además te han quedado preciosas!!!
Un saludo, Begoña

OLGUIS dijo...

yo si las he probado y son deliciosas.

Te han quedado divinas.

Felicidades.

Saludos

Olguis.

Gent jove pa tou dijo...

Quines galetes més xules, segur que deuen ser boníssims!! :)

comoju - Cova dijo...

siempre me han llamado muchísimo la atención estas galletas y creo que va siendo hora de prepararlas y esperar que me queden tan fantásticas como a ti

un saludo

pity dijo...

que ricas. me ecnatna este tipo de galletas, entran por los ojos y son deliciosas, buen trabajo, besitos desde londres