miércoles, 20 de junio de 2007

Canelones de berenjena

Otra receta basada en la de "Dinars de táper", para poner un poco de alegría a esos tápers que normalmente se ven llenos de pasta triste o de las ensaladas de siempre. Aunque me de pereza, voy a obligarme a elaborar un poco los platos que me llevo para comer en el trabajo: ya es bastante rollo tener que comer siempre de táper como para encima llevar siempre lo mismo! Si alguien tiene recetas fáciles de hacer y que se puedan meter entre 6 paredes de plástico, que me las haga llegar!

Yo me hice dos canelones como plato único y, debo reconocerlo, se me hicieron un poco pesados. Así que la próxima vez me voy a hacer sólo uno y me llevaré una ensaladita o algo más para acompañar...



Ah, esta es mi segunda aportación al HEMC de este mes!



Ingredientes
(para 1-2 personas):

2 tortitas mejicanas
1 berenjena
1 champiñón grande
1 huevo batido
5-6 avellanas picadas a trozos grandes
50g de queso Philadelphia
Un poco de queso rallado
1 poco de perejil
Sal y pimienta


Preparación:
  • Pelar la berenjena, cortarla a dados pequeños, salarla y dejarla escurrir en un colador durante unos 10 minutos.
  • Freírla con un poco de aceite a fuego lento, hasta que se ablande. A mitad de la cocción, añadir el champiñón a láminas.
  • Añadir el huevo, las avellanas, el perejil y un poco de sal y pimienta. Remover hasta que el huevo queden bien cocido.
  • Apartar el fuego y añadir los dos tipos de queso.
  • Rellenas las tortillas mejicanas con la mezcla y doblarlas.

Comentarios:

La receta original usa pasta de lasaña en lugar de tortillas mejicanas. Supongo que quedará más fino, pero también lleva más trabajo. Y como yo por las noches soy un poco perezosa, busco maneras de hacer la vida más fácil (sin que por ello pague el gusto, claro). Ah, y usa requesón en lugar de queso Philadelphia, pero es que yo no conseguí encontrar requesón por aquí por Suiza :)

El libro recomienda probar esta receta con escalivada. Me lo apunto...!

Se pueden calentar en el microondas a la hora de comer sin problemas.