domingo, 1 de marzo de 2009

Trenza suiza

Estaba volviendo del gimnasio (por cierto, nunca me había imaginado que habría tanta gente un domingo dándole a las máquinas!), escuchando música y andando a uno por hora, y de repente me he dado cuenta de que tenía una sonrisa en la boca de oreja a oreja! Y es que después de haber estado 70 minutos andando ortopédicamente en uno de esos cacharros y haber tomado una ducha bien calentita, mi cuerpo y mi mente estaban completamente relajados y el camino de vuelta a casa se ha hecho un verdadero placer! Y creo que el sentimiento era debido más que nada a la sensación de tener todo el tiempo del mundo en mis manos, de no tener que correr para llegar a tal o tal sitio, o para quedar con no sé quién, o para no llegar tarde a no sé qué reunión... No, hoy no me esperaba nada ni nadie y hay que ver qué sensación más agradable! Vale, supongo que si se repitiese muy a menudo, me subiría por las paredes, pero así de vez en cuando, la sensación es tan gratificante!

Bueno, a lo que toca. El otro día una compi de trabajo poco interesada en el mundo de la cocina, me comentó que hace bastante a menudo trenzas suizas (un brioche trenzado muy muy típico aquí en Suiza, que se parece por la forma a la Challah judía). Y yo lo flipé, porque a ella no le gusta nada cocinar y yo pensaba que lo de hacer una trenza era una cosa complicadísima. Y ella me dijo que ni mucho menos, que era la mar de sencillo. Así que este fin de semana que he estado en casa (sí, sí, un fin de semana entero sin viajar o ir a la montaña!!!!) me puse manos en la masa (!!!) y salió... esta maravilla:



A que parece increíble que una cosa tan bonita se pueda hacer en casa en un pispás? Pues así es, con un robot de cocina, los buenos ingredientes y un poco de maña, os puede salir una trenza así de maja. Ah, para los que no la hayáis comido nunca, es una especie de brioche, pero menos dulce. Se suele comer a rodajas para desayunar o merendar (con mermelada, queso...) o también para hacer sandwiches (en mi empresa usan la trenza para hacer un bocata con atún, mayonesa y lechuga que está de vicio). A mí, de todas maneras, como más me gusta es con unos cuadraditos de chocolate con leche o, para los que no tengan remordimientos con las calorías, con Nutella... :)

PS: POR FIN HE SOLUCIONADO LOS PROBLEMAS TÉCNICOS DEL BLOG!!! Y he cambiado un poco el estilo para que quede más mono...!


Antes de empezar:
  • Dificultad: baja
  • Preparación: 30 min
  • Cocción y/o reposo: 35 min de cocción + 1 hora de reposo
  • Coste: barato
  • Origen: Suiza
  • Receta adaptada de: el paquete de harina para trenza de la Coop

Ingredientes (para unas 8 personas):


20g de levadura fresa (o 16g de levadura en polvo)
250ml de leche a temperatura ambiente
500g de harina para trenza (ver comentarios más abajo)
1 cucharadita de café de sal
1 cucharadita de café de azúcar
1 huevo a temperatura ambiente + 1 huevo para pintar la trenza
80g de mantequilla (o margarina) a temperatura ambiente


Preparación:
  • Desleír la levadura en la leche.
  • Poner todos los ingredientes en un robot de cocina y amasar a velocidad medio-alta con las varillas de amasar pan, hasta que todos los ingredientes se hayan combinado bien.
  • Tapar la masa con un trapo limpio y dejar subir durante más o menos una hora, en un lugar que no esté muy frío (yo lo pongo encima de un radiador, para que suba mejor).
  • Partir la masa en dos y hacer dos cilindros de unos 60cm de largo.
  • Trenzar siguiendo los pasos siguientes:




  • Y nada, ir repitiendo los pasos hasta que se os acabe la masa. Al final, doblar los extremos hacia dentro y apretar un poco para que la trenza quede sujeta.
  • Pintar con huevo batido.
  • Hornear sin precalentar el horno durante 35 minutos a 220°C (o hasta que la trenza esté bien dorada).
  • Sacar del horno y dejar enfriar por completo en una rejilla.

Comentarios:


La harina para trenza es una harina especial, que hace que la masa, una vez horneada, sea como hilajosa (ver foto más abajo). Aquí en suiza esta harina se encuentra en todos los supermercados, pero no sé cómo de fácil debe ser encontrarla en otros países. Y tampoco sé cómo quedará con harina normal, igual se puede probar con alguna harina de estas que venden especiales para repostería... Si probáis la receta, ya me contaréis.





Y para acompañar la receta, una foto del fin de semana que fui a Arosa con Laia y sus amigos y... hice snowboard!!!!!!!! Bueno, tengo que reconocer que, ese día, a las 2 horas devolví la tabla y me puse mis esquís. Pero luego lo volví a intentar el día que fuimos a Gstaad y, tras una hora de clase, era capaz de girar a ambos lados. Se hace raro tener los dos pies atados a una misma superficie, pero la verdad es que el snow es muy "cool"!




5 comentarios:

comoju - Cova dijo...

Pues me alegro que solucionaras los probelmas con el blog, y que tu compañera te dieran esta receta que a la vista está que debe merecer la pena.

Y aunque no consigamos esa harina, esperemos que con una harina de fuerza podemos conseguir ese corte.

Y mientras... habrá que ir practicando, no con la tabla de snowboard, sino como hacer esa trenza.

Un saludo

Carlos Noceda dijo...

Bueno, bueno, como te veo, gimnasio, snowboard y trenza... así da gusto que energía.

Un saludo

Anónimo dijo...

This time I'm not so late to find out a new entry in your blog.
Wow, sounds delicious this puffy loaf, trenza suiza, I like to have it with butter and honey ;-D
Well done cool snowboarder ;-)
Cheers,
Shahram.

Anónimo dijo...

pues si q se te ve animada, me alegro de q todo vaya genial
en cuanto pueda me pongo con la trenza pero lo intentaré con harina normalita y robot manual ;)
ya te contaré
muchos bss
Arantza
PD:el nuevo diseño del blog esta genial

Olivia dijo...

Hola Irene,

Sé que estás una temporada retirada por tue embarazo. Espero que esté saliendo todo bien. Te escribo porque he puesto una entrada de trenza suiza y he añadido un enlace a tu blog. Espero que te guste!
http://hola-olivia.blogspot.com.es/2012/03/butterzopf.html