domingo, 13 de abril de 2008

Brioche

Hacía siglos que quería probar esta receta de brioche, pero como hay que preparar la masa el día anterior, nunca me venía bien. Y este fin de semana, como Miguel se ha ido a Innsbruck (por trabajo, aunque creo que el "trabajo" incluye un día pagado de esquí...) y no tenía grandes planes, he decidido ponerla en práctica. Y qué resultado! Es un placer en varias fases: cuando se hornea, porque llena la casa de un aroma increíble; cuando se presenta (o, en mi caso, cuando se hacen las fotos!), por lo espectacular que queda; pero sobretodo cuando se come, por la suavidad de la masa, el buen gusto... Mmmmm! Nada que envidiar a ningún brioche comprado en la panadería o en el súper. Eso sí, requiere un poco de maña en la cocina y bastante tiempo para hacerlo, así que si sois nuevos en el arte de los fogones, no os estreséis si no os sale esta receta a la primera. No sé por qué pero a mí los brioches y parecidos me dan mucho respeto!

Otra receta que dije que iba a probar en breve junto con la del brioche era la de los Luxemburgli (unos mini-merengues rellenos). Pues bueno, la he probado hoy también y... por el momento no vais a ver ningún post al respecto. Qué desastre! Después de tenerlos dos horas al horno a 80ºC, me he hartado de esperar y he decidido subir la temperatura, justo cuando me iba a poner la lavadora. Y cuando he subido... He salvado 3 o 4, el resto carbonizados a la basura. Así que sigue pendiente!!!

Por cierto, no sé si os habéis dado cuenta de lo bonitas que han quedado las fotos del brioche. Qué gozada poder cocinar por la mañana! Porque entonces puedes hacer las fotos con luz natural y, sin tener que hacer virguerías, quedan unas fotos espectaculares. En cambio, cuando se cocina por la tarde-noche (cómo suele ser mi caso) tienes que hacer mil inventos para que te quede una foto más o menos aceptable, porque la luz artificial es un asco para las fotos de cocina. A ver si empiezo a mirar una cámara un poco más potente que la mía... Si alguien sabe un poco de fotos, cualquier ayuda es bienvenida!

Ah, de la receta salen dos brioches (como explico más abajo). El más grande, redondo, es normal y el pequeño, alargado, es de chocolate.





Antes de empezar:
  • Dificultad: alta
  • Preparación: 20 min (para preparar la masa) + 20 min para el segundo amasado (darle forma)
  • Cocción y/o reposo: 8-10 horas de reposo en la nevera + 1 hora de reposo para que leve + 30-35 min de cocción
  • Coste: barato
  • Origen: Francia
  • Receta adaptada de: "Brioche", Marmiton.org

Ingredientes (para un brioche grande y uno pequeño):


4 huevos a temperatura ambiente
150g de mantequilla pomada (a temperatura ambiente) + un trocito extra para engrasar los moldes
80g de azúcar en polvo
1 cucharadita de café de sal
2 cucharadas de agua fría
30g de levadura fresca
350-400g de harina + extra para espolvorear la superficie de trabajo

Para el acabado:
1 huevo
Azúcar granulado o azúcar normal (no sé exactamente cómo se llama el azúcar que he utilizado, lo podéis ver en la foto para haceros una idea...)
Pepitas de chocolate (facultativo); yo, como no tenía pepitas, corté 8 cuadrados de chocolate negro en trozos pequeños


Preparación:

ATENCIÓN, ESTA RECETA HAY QUE EMPEZAR A PREPARARLA EL DÍA ANTES, PUES LA MASA TIENE QUE REPOSAR UNA NOCHE ENTERA!
  • En un bol, batir los huevos. Añadir la mantequilla, la sal y el azúcar y mezclar bien.
  • Desleír la levadura en el agua fría y añadir al bol.
  • Añadir la harina poco a poco mientras se va amasando. La masa final tiene que quedar un pelín pegajosa, pero que despegue bien de las paredes del bol. En mi caso, después de los 350 gramos, la masa estaba muy pegajosa todavía, así que que le añadí unas 3 o 4 cucharadas más. Yo amasé la masa con mi robot de cocina (unos 10 minutos): puse todos los ingredientes (menos la harina), encendí la máquina y fui añadiendo la harina poco a poco, hasta que la masa me pareció tener la cantidad correcta de harina. Luego trabajé un poco la masa en una superficie enharinada, para hacer una bola homogénea.
  • Dejar la masa en el bol, cubrirla con un film de cocina y dejar reposar toda la noche en la nevera.
  • Al día siguiente, sacar la masa de la nevera. Enharinar una superficie de trabajo y, con un rodillo, estirar la masa hasta que tenga forma cuadrada, doblar en 4 y volver a amasar.

Para el molde redondo (de 24 cm de diámetro):
  • Engrasar el molde con mantequilla.
  • Hacer 10 bolitas de masa pequeñas y 3 grandes. Disponerlas como en la foto.


Para el molde pequeño (ovalado, de unos 20cm de largo):

  • Añadir a la masa un puñado de pepitas de chocolate y amasar para que las pepitas se repartan homogéneamente por la masa.
  • Engrasar el molde con mantequilla.
  • Hacer 8 bolitas de masa y disponerlas como en la foto.


  • Cubrir cada molde con un paño de cocina limpio y dejar reposar durante más o menos una hora, hasta que la masa haya doblado aproximadamente el volumen.
  • Pintar ambos brioches con un huevo batido y espolvorear azúcar granulado en el brioche sin chocolate.
  • Hornear durante 30-35 minutos en un horno a 180ºC sin que el horno esté precalentado. De vez en cuando, echar un vistazo al horno y, si veis que está ya muy dorado, cubrir los brioches con un papel de aluminio (yo los cubrí durante los últimos 10 minutos de cocción).
  • Sacar del horno, dejar enfriar unos minutos, desenmoldar y dejar enfriar completamente en una rejilla.

Comentarios:

La receta original hacía sólo un brioche en lugar de dos. Algunos comentarios en el blog donde estaba publicada coincidía en que las cantidades eran excesivas para un sólo brioche, así que les he hecho caso y hice un brioche grande y otro más pequeño. Me parece que he acertado, porque si no el brioche hubiese quedado enorme, y no sé si se habría horneado tan bien... También he modificado las cantidades iniciales en función de los comentarios de la gente que había probado la receta. Hay que ver lo útiles que son estos comentarios!


4 comentarios:

Ana dijo...

A mí también me da mucho respeto la bollería. He hecho algún brioche y me hecha para atrás. Tu explicación es fantástica, tu paso a paso también y las fotografías inmejorables. De fotografía no puedo decirte mucho, tengo una Nikon coolpix P5000 y las fotos que hago sin mucha dificultad de noche y de día están en mi blog. En los comentarios no se hace referencia a mis fotos, no sé si porque son malas o porqué. Sí que donde mejores fotografías encuentro es en los blogs extranjeros y no me preguntes porqué pero es así. Te puedo dar algunas direcciones y lo podrás comprobar. Quien también tiene fotos de ensueño es el blog de La Tierruca. A mí me gustan mucho las fotos de detalle.
Gracias por adaptar la receta y por tu trabajo.
Un abrazo.
Ana

Irene dijo...

Buenas Ana! Muchas gracias por tu comentario y compartir tus respetos por la bollería! Veo que no soy la única...


Estoy de acuerdo contigo en que las fotos más espectaculares de comida que he visto nunca están en blogs estranjeros. Por ejemplo, el otro día encontre por casualidad éste: http://smittenkitchen.com/2007/11/our-approach-to-food-photos/
Dios mío qué fotos! Y tiene una entrada especial sobre los utensilios que ellos usan y los trucos fotográficos, que me quiero leer en detalle, a ver si aprendo algo... Si tienes otros ejemplos, no dudes en pasármelos. Siempre se aprenden cosas!

Un beso!

Irene dijo...

Ayer estuvimos con Aida discutiendo por G-talk sobre la textura correcta del brioche. Aida decía que la textura del brioche es así como fibrosa (que cuando partes un trozo, la masa hace como unos hilos). Y yo decía que esa textura es sólo la de la trenza, y que el brioche se parte "limpio" (sin fibras). No llegamos a ponernos de acuerdo. Así que cuando hoy he llevado mis brioches al trabajo y he visto cerca de la máquina de café a 3 franceses de pro, les he pedido que por favor probaran el brioche y me dieran su opinión franchute. Y a los tres les ha encantado! Uno de ellos me han dicho que él está de acuerdo con mío: la trenza tiene textura fibrosa, el brioche no... No sé si será correcto o no, pero que a 3 franceses (entre ellos mi jefe!) les guste mi briohe, ha sido todo un halago!!!

Ana dijo...

Ah Felicidades, no te puedes quejar, si a los franchutes les ha agradado, ellos entienden mucho de pastelería, te puedes quedar satisfecha. En mi blogroll puedes encontrar blogs extranjeros y casi todos tienen maravillosas fotografías, date una vuelta y disfruta.
Un abrazo.
Ana