domingo, 12 de agosto de 2007

Filloas

English Version, Version Française

Galicia no es tierra de dulces. Lo típico son los mariscos (pulpo, nécoras, navajas, mejillones, ...), el pescado (mejor si es de alguna de las rías), las patatas (las patatas gallegas son especiales!), las verduras (unos grelos... hmmm) o incluso la carne (en interior se crían buenos cerdos y terneras :D). Sin embargo, postres gallegos no se conocen tantos. La excepción: la tarta de Santiago y las sempiternas filloas (que pueden hacerse también saladas y ser servidas con el caldo como si fuera pan).

Este verano, como todos los veranos, volví a casa (mi familia vive en la ría de Arosa, en la Puebla del Caramiñal para ser exactos), así que aproveché para hacerle miles de fotos a mi abuela mientras hacía las famosas "filloas de la abuela" (MI abuela!). Esta receta es en realidad un reportaje fotográfico de como se hacen las filloas paso a paso :)

Espero que os de ganas de intentarlo en casa. Por si os poneis a ello, un consejo: no dejeis que nadie entre en la cocina mientras las haceis, porque calentitas están más ricas, y si dejais a todo el mundo que "pruebe sólo una" jamás conseguireis una pila de filloas ... terminareis la masa y habrá 3 filloas en el plato de servir!




Antes de empezar:
  • Dificultad: media
  • Preparación: 15 min
  • Cocción y/o reposo: 1 hora y media (hay que hacerlas una a una)
  • Coste: barato
  • Origen: Galicia (Eapaña)
  • Receta original de mi abuela (Celia)

Ingredientes (para 2-8 personas ... depende de lo golosas que sean las personas):

  • 800 ml de agua
  • 6 huevos
  • Ralladura de 1 limón
  • 1/2 kg de harina especial para repostería (de la buena, o quedarán muy duras!)
  • 50 ml de anís (licor de anís líquido)
  • Una pizca de sal
  • Zumo de 1/2 limón
  • Aceite de oliva para engrasar la sartén (una tacita)

Preparación:


Se mezclan todos los ingredientes con la mitad del agua. Se va añadiendo la otra mitad del agua mientras se bate bien. La masa resultante debe ser cremosa, no totalmente líquida. Si cuando se estén haciendo las filloas, la masa no se reparte bien en la sartén se puede añadir un poco más de agua (algunas harinas requieren más agua que otras)


Mi abuela dice que el aceite que se usa para untar la sartén y evitar que las filloas se peguen debe haber sido tratado antes: se debe freir un trozo de pan en el aceite bien caliente. No sabe decirme la razón, pero ella siempre lo ha visto hacer así :) La sartén que se usa para las filloas debe ser antiaderente y se debe untar del aceite preparado antes entre filloa y filloa.

Según ella la organización de los utensilios que se ve en la foto de la derecha es la forma óptima de preparar las filloas.... y os lo dice alguien que lleva más de 50 años haciéndolas!

Se unta la sartén con un poco de aceite (utilizar un trozo de papel de cocina que se impregna de aceite de oliva) y se echa una cucharada de masa. Se mueve rápidamente la sartén como en círculos para que la masa se reparta bien sobre toda la superficie. Se puede añadir un poquito más de masa cuando quedan agujeros :D


Se dejan en la sartén (a fuego medio-bajo) hasta que no quede ninguna zona líquida en la superficie y se despegue fácilmente de la sartén (mover la sartén ligeramente para verificarlo). Se da la vuelta con las manos (con cuidado que quema! algunos preferirán usar una espátula pero ese no es el método tradicional) y se dejan unos segundos más (no mucho ... que no se tueste, una filloa no debe estar crujiente!).

Cada filloa que se pone en el plato se espolvorea de azúcar (sed generosos con el azúcar!). Con el calor de cada nueva filloa que se va añadiendo a la pila, el azúcar se derrite y se forma un almíbar que luego te da derecho a relamerte los dedos cuando te comes una filloa
.... hmmmmm




Al final, y s i no habéis dejado entrar a nadie en la cocina mientras cocinabais, se congigue una pila de filloas (que parecen muchas, pero serán pocas). Normalmente, una pila como la de la foto dura unos 4 minutos en mi casa ...


Técnica para comer las filloas: se deben doblar en 4 como si fuera un pañuelo.



Lista para degustar, con el almíbar goteando por la mesa ....


Comentarios:

La receta original usa un trozo de tocino embadurnado de aceite para impregnar la sartén entre filloa y filloa. Como no creo que la gente tenga trozos de tocino en el frigorífico (en mi casa sí que lo hay siempre ..) , con un trozo de papel de cocina enrollado en un tenedor (podeis usar celo para mantenerlo).

Lo ideal es que quede como una puntillita alrededor (como se ve en la foto de arriba del todo) así que esperad un poco hasta que los bordes estén tostaditos.

Se pueden servir rellenas de crema pastelera o de nata montada., pero la versión original es con azúcar sin más.

Algunas fotos extras de regalo ... mi abuela (que se llama Celia) y yo cocinando :)


5 comentarios:

Anónimo dijo...

Esas de la foto las comí (algunas) yo y doy fe de que estaban buenísimas!!!!
una fan del blog

manuel dijo...

hola mama de aida 'fan del blog' ;-)

estoy seguro de que las filloas estan fantasticas

intentare la receta por eso de que soy medio gallego ;-)

dentro de poco mas

manoo

cpo dijo...

las filloas estan buenisima y al dia siguiente tambien(bueno si llegan) lo "malo" que si comes una ya no puedes parar..pero estan tan buenas..gracias chicas por vuestras recetas a mi me ayudan mucho...biquiños

Aida dijo...

De nada! :)

Irene dijo...

Me alegro que el blog te sea útil! Si tienes alguna sugerencia (recetas que te gustaría que publicáramos, comentarios generales sobre el blog...) no dudes en hacérnolos llegar!